Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
El Semanal Digital
Ir a la portada       España       Mundo       Economía       Motor       Medios       Deportes separador     Blogs       Reportajes separador Ir a Chismógrafo
   Galería de fotos · Hemeroteca · RSS · El tiempo · Traductor
  Buscar  
Síguenos Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
24 octubre 2017. Actualizado 00:01 Director: Antonio M. Beaumont
INICIO -- MEDIOS
REVISTA DE PRENSA

Alonso y la masonería, Ussía elogia a Pujol y el himno de Julia Otero

El sorprendente debate de Luis Herrero y Javier Pradera, Alcina y la filtración de las cartas del Príncipe, los derechos desamparados de María Emilia Casas y problemas en Marina d´Or.

 
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto Compartir: Acceder al RSS Comparte esta noticia en Facebook Comparte esta noticia en Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé Enviar a Digg Enviar a MySpace
MARINA D´OR
El complejo turístico de Oropesa (Castellón) es noticia en algunos diarios por las dificultades que atraviesa a consecuencia de la crisis inmobiliaria.
El complejo turístico de Oropesa (Castellón) es noticia en algunos diarios por las dificultades que atraviesa a consecuencia de la crisis inmobiliaria.
Más de lo mismo y menos crispación: ése sería el resumen general de cómo ha visto la opinión publicada el debate entre José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy, aunque hay algunas excepciones que luego señalaremos.

"Cuatro años después, los papeles no han cambiado", sostiene Antonio Casado en Elconfidencial.com: "Los primeros actores de la escena política nacional siguen siendo los mismos. Resultado: más que un primer debate de la nueva Legislatura pareció un debate más de la Legislatura anterior. Desalentador. Rajoy acusó a Zapatero de presentar unas credenciales averiadas por sus cuatro años de gobierno. Y Zapatero, que ayer andaba escaso de reflejos en su esgrima con Rajoy, se pasó de susceptible y le espetó que sus credenciales son las de la legitimidad otorgada en las urnas por once millones de españoles".

"El debate, seamos sinceros, fue soso y aburrido", completa en el mismo diario Federico Quevedo: "Es verdad que Rodríguez estuvo algo mejor que otras veces en su primera intervención –ya va siendo hora de que se note donde está-, pero en las réplicas a Rajoy se vino abajo. Al líder del PP le ocurrió justo lo contrario: algo más flojo en la primera intervención, y brillante en la réplica, hasta el punto de que consiguió sacar a Rodríguez de sus casillas en un debate supuestamente hecho para su lucimiento".

Para Germán Yanke en Estrelladigital.es "uno de los grandes temas de la sesión fue la economía. Sin tonos dramáticos, el diagnóstico de Mariano Rajoy resultó más claro y realista que el del presidente. La cuestión no es nominal (si estamos en una crisis o en una recesión) ni se trata de establecer el origen (si es un asunto español o se trata de los efectos de uno global), sino del modo en que se afrontan los problemas o las incertidumbres. Las deficiencias presentadas por el líder de la oposición son reales y los activos que tenemos, en los que insiste Rodríguez Zapatero, pueden servir para mantener algunas políticas de cohesión, pero la situación requiere más medidas que las cosméticas, que es en lo único que se ha detenido el Gobierno hasta ahora".
 
Y según Ignacio Villa en Libertaddigital.com, "ha sido más de lo mismo. Así se puede resumir el debate entre Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy. Las palabras de uno y de otro podríamos haberlas escuchado perfectamente hace cuatro años, o tres, o dos, o uno. Ha sido lo de siempre, pero ahora nos deja un sabor de boca más amargo, provocado por la conciencia de que nos espera otra legislatura idéntica a la anterior".

Las valoraciones editoriales van en una línea similar, destacando lo déjà vu del debate y la menor crispación como elemento diferencial.

El Periódico habla incluso de que "una corriente de aire fresco parece haber invadido el Congreso de los Diputados con el inicio de la nueva legislatura. Al menos, esa saludable conclusión puede extraerse del tono del debate de investidura celebrado ayer", señalando "por dónde va a ir el golpe de timón que Rajoy pretende dar en el PP".

"El tono y el contenido de los discursos, empezando por el de Rodríguez Zapatero, nada tienen que ver con los de hace cuatro años. Ni siquiera con los debates del final de legislatura. Y aunque el líder de la oposición adelantó que su voto sería contrario a la investidura del candidato, los dos han interiorizado el hastío de la ciudadanía ante tanta bronca. Ambos son conscientes de que quien aparezca como culpable de regresar a los viejos modos lo pagará", completa El País.

Más matices críticos introducen ABC: "Ayer, el candidato socialista confirmó la previsión de que iba a inaugurar la legislatura de manera cordial. No hubo, por desgracia, mayores novedades. Zapatero diversificó su mensaje a la usanza: frases ampulosas, demagogia dosificada, optimismo antropológico y levedad de compromisos. De los aspectos negativos de su primer mandato, Zapatero habló como si no tuviera nada que ver con la situación"; La Razón: "Hay que dar la bienvenida a esas apuestas por los pactos, pero para que no sean puro espejismo, no basta que Zapatero los haya rociado de almíbar. El candidato socialista fue excesivamente genérico en sus propuestas y su entusiasmo en mejorar las relaciones con la oposición fue poco creíble"; y El Mundo, que conforme a su última línea, casi carga más las líneas contra Rajoy: "Al margen de la cuestión económica en la que trazó un acertado diagnóstico y en la crisis del agua en la que logró acorralar a Zapatero, el líder del PP retrocedió en la réplica y perdió otra oportunidad. Mientras que el lenguaje del presidente -incluso el gestual- era osado y retador, Rajoy parecía pedir perdón por verse obligado a ejercer su labor de oposición".

A Rajoy critica también, aunque desde el otro lado, Ignacio Escolar en Público: "El líder de la oposición cambió algo las formas pero nada el fondo. Vista la sesión, parece que por Rajoy no pasan las urnas. Ha dado por buena la interpretación de su sociólogo de cabecera, Pedro Arriola, que le dice al oído que sin el asesinato de Isaías Carrasco habría ganado el 9-M. Como la culpa no es suya, no tiene nada que corregir. Y así le va".

Una valoración singular, por referirse a un hecho concreto, es la de José Antich en La Vanguardia: "Al dirigente nacionalista le hizo entrega de dos compromisos tan relevantes en Catalunya como la publicación de las balanzas fiscales en un plazo máximo de dos meses y abrir la puerta a concertar con el Gobierno francés el trasvase del Ródano. Lo vamos a estudiar, dijo en el Congreso, al tiempo que muchos dirigentes del tripartito catalán decían anoche no entender casi nada".

Y ¿por qué no entendían casi nada? Pues por lo que cuenta El Periódico: "El presidente catalán, José Montilla, se temía lo que acabaría pasando ayer en el debate de investidura. Que el jefe de filas de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran Lleida, podría presumir de haberle arrancado a José Luis Rodríguez Zapatero el compromiso de publicar las balanzas fiscales en el plazo de dos meses, así como el de estudiar la propuesta de CiU de trasvasar a Catalunya agua del Ródano francés. Montilla quiere romper la imagen de que es CiU la que en los momentos cruciales consigue comprometer al Gobierno central con Catalunya. Una imagen abonada por sesiones parlamentarias como la de ayer".

En resumidas cuentas: que el PSC está mosqueado con Zapatero por dejar que CiU se apunte tantos a costa suya.

Ahora bien, las valoraciones realmente sorprendentes del debate son las de dos periodistas de diferente trayectoria y contrapuesto posicionamiento político.

Javier Pradera, por ejemplo, lanza este párrafo en El País, que parece extraído del argumentario del PP antes del 9-M: "Las experiencias de la anterior legislatura seguramente han enseñado a Zapatero una mayor prudencia a la hora de concertar alianzas y de excluir apoyos: los comportamientos maniaco-depresivos de ERC a propósito del Estatuto de Cataluña y de la lealtad constitucional, la caricaturesca y unilateral versión del trágico pasado de los españoles defendida por IU en el debate de la mal llamada Ley de la Memoria Histórica y las desestabilizadoras consecuencias para el sistema democrático del aislamiento del PP son algunas de las lecciones que tal vez haya podido extraer de su anterior mandato el candidato a ser investido de nuevo presidente del Gobierno".

Y, por su parte, Luis Herrero, el único nombre que José María Aznar le pidió a Mariano Rajoy que incluyese en las listas al Parlamento Europeo en los difíciles momentos posteriores a la derrota de 2004, y que Mariano Rajoy aceptó ("naturalmente", subrayó en una entrevista, aunque sin citar el nombre), escribe el artículo más duro contra Mariano Rajoy en toda la prensa de día: "El liderazgo de Rajoy está en un brete y lo peor que podría pasar es que todo el mundo lo supiera menos él. Sin embargo, esa fue la imagen que dio ayer: la de estar en babia... Ayer tuvo Rajoy la oportunidad de comenzar a enmendar el error pero, a mi juicio, la malogró. Aún sigue perdido en su laberinto".

Todo lo que no es debate

Ahora que todo son loas a José Antonio Alonso como hombre idóneo como portavoz socialista en el Congreso, es bueno hace un balance de su paso por el Ministerio de Defensa. Lo hace el GEES (Grupo de Estudios Estratégicos) en Libertaddigital.com y no es tan positivo: entre otras cosas, "se entregó en cuerpo y alma al pacifismo buenista del presidente del Gobierno, tergiversando el concepto de misión de paz, de misión humanitaria y de cooperación civil-militar para esconder las acciones militares. Contribuyó al esperpéntico proceso de desnaturalización de las Fuerzas Armadas sacando adelante el gran proyecto de Zapatero: la Unidad Militar de Emergencia (UME). Ante el estupor de las maltratadas Fuerzas Armadas españolas, la cúpula militar no se plantó ante tal brutalidad, dejando una vez más huérfanas las conocidas necesidades del cuerpo militar".

Otro Alonso también es noticia en Elconfidencialdigital.com: "Alfonso Alonso, ex alcalde de Vitoria-Gasteiz y nuevo portavoz adjunto del Partido Popular en el Congreso de los Diputados, fue el invitado en el mes de marzo del Foro ciudad de Vitoria organizado por Javier Otaola, Gran Maestre de la Logia Iradier de Álava. Otaola fue nombrado por Alonso Defensor del Ciudadano de la ciudad de Vitoria, cargo que ocupa en la actualidad. En 1981, año del fallido golpe de estado de Tejero, Otaola se inició en la masonería en la ciudad de Bilbao a través de la Logia La Tolerancia. Ha sido Gran Maestro de la Gran Logia Simbólica Española (masonería española) 1997-2000 y es también miembro del Supremo Consejo Masónico de España 33º. Además, es autor del libro, Laicidad, una estrategia para la libertad".

Y sobre Julia Otero recoge Libertaddigital.com que su programa No em ratllis (No me rayes) en TV3 "ha vuelto a utilizar a los niños con fines políticos". Con la excusa de que "todos los niños saben que el himno catalán se canta con la mano en el corazón" pero "en cambio, no saben bien de qué va la letra, ni acaban de entender bien" el significado, "hizo a todos los niños presentes en el plató de televisión, puestos en pie, cantar el himno catalán, Els segadors, con la mano en el pecho".

En El Economista, Carmen Enríquez logra unas declaraciones de José Antonio Alcina, a quien se ha relacionado con la filtración de las cartas del Rey al Príncipe recientemente publicadas por José García Abad: "Alcina ha admitido que tiene copia de los documentos, porque era él el destinatario de la correspondencia durante la estancia del heredero en Canadá y después era el encargado de dársela al Príncipe. Sin ningún tipo de reserva, el antiguo tutor confiesa que guarda una copia desde entonces". Pero enseguida añade: "La lealtad que yo le tengo al Príncipe no la he roto y el asunto me preocupa tanto que hablé con Don Felipe hace unos días para aclararle, por si tenía alguna duda, que yo no tenía nada que ver con la aparición de las cartas. El Príncipe estuvo muy receptivo y cariñoso y me dijo que no me preocupara".

En Elconfidencial.com denuncian algo que ya ha sido criticado otras veces, y es que el Tribunal Constitucional no fundamenta convenientemente sus rechazos a los recursos de amparo, violando el derecho (constituciona, por cierto) a la tutela judicial efectiva: "La actual presidenta del Constitucional María Emilia Casas se comprometió a aligerar la carga de este Tribunal y desde entonces tan sólo pasan por evaluación y sentencia entre el 4 y 5% de los recursos de amparo". Es decir, "se ventilan el 95% de los casos sin apenas explicaciones conculcando así el derecho a la tutela judicial". Por ello, entre los juristas se empieza a oír que "si no les gusta el recurso de amparo que lo quiten, pero si está deben cumplir con ello".

Y en Expansión leemos sobre los problemas que están teniendo los propietarios de apartamentos en Marina d´Or para venderlos ventajosamente: "Lejos han quedado los años en los que la ciudad de vacaciones ideada por Jesús Ger era un referente de turismo vacacional. Durante los últimos años, la situación ha cambiado drásticamente. La oferta de viviendas de segunda mano se ha desmadrado hasta niveles inimaginables, lo que ha derivado en la caída radical de los precios y el incremento del tiempo de venta de los inmuebles. Agencias y particulares coinciden: el panorama es desolador".

Y cerramos con el elogio que un antinacionalista de pro como Alfonso Ussía tributa en La Razón a Jordi Pujol por reconocer los crímenes cometidos en Cataluña por el bando frentepopulista durante la Guerra Civil: "Afirma Pujol que es ridículo que exijan a la Iglesia pedir perdón, cuando nadie lo ha hecho por los 5.500 sacerdotes, monjas, democristianos, carlistas o falangistas asesinados en Cataluña. «La Generalidad perdió el control de la calle y tenía la obligación de mantenerlo». Pujol asegura que en Cataluña fueron asesinadas hasta tres veces más personas de derechas que de izquierdas, y esa afirmación, en los tiempos que corren, por políticamente incorrecta y clara, es de una valentía encomiable".

Pues chapeau entonces para él.

IR ARRIBA
¿Te ha gustado este artículo? Coméntaselo a tus amigos y conocidos:
en twitter

Redes SocialesSíguenos en FacebookSíguenos en Twitter
ÚLTIMA HORA+ TITULARES
LO MÁS VISTO+ TITULARES
1. El gurú independentista Sala i Martin sale trasquilado por un tuit miserable de París
2. Un video de "Le Monde" da idea de la angustia de Griezmann por su hermana
3. El gorro del director de La Sexta causa furor en una noche de infarto televisivo
4. El abandono de menores de Cayetano Rivera le amarga la luna de miel
5. Los Contreras hacen caja a costa de deslucir la boda de Cayetano Rivera
6. Tres españoles más en la lista de fallecidos de los atentados de París
7. Piqué mete en un aprieto a la grada del Rico Pérez y obra el milagro
8. Pérez-Reverte pone el dedo en la llaga de la cobardía europea
9. España también paga el zarpazo terrorista en París con una víctima
10. La polémica revolotea en torno al ansiado testamento de Lina Morgan
PUBLICIDAD

Publicidad / Contactar / Quiénes somos / Estadísticas
Copyright © El Semanal Digital, S.L. ® El Semanal Digital es una marca registrada. Derechos reservados. España. 2006
Oficina central: C/ Sopelana 11, Oficina 201, 28023, Madrid. Teléfono: 91 4585773 - Fax.: 91 3077652
Política de información / Política de privacidad / Aviso legal /  RSS
  Auditado por Comscore